Cáncer de colon. Colectomía y colostomía

El día 31 de marzo fue el día mundial del cáncer de colon.  Es considerado en España un tipo de cáncer con buen pronóstico y su recuperación, con un diagnóstico precoz de la enfermedad, se encuentra en un 90%.

¿Qué es la colectomía?

La colectomía es una práctica que se puede llegar a realizar si se detecta un pólipo canceroso. Esta intervención está indicada en cáncer de colon, junto con otras enfermedades como la diverticulitis y la enfermedad de Crohn.

Es una cirugía realizada vía abdominal que consiste en extirpar parcial o totalmente el colon, para así retirar la zona malignizada. Cuando se retira la zona afectada, se anastomosan los extremos sanos y se cierra mediante una incisión. La intervención puede realizarse de forma abdominal abierta o mediante laparoscopia.

Independientemente del tipo de colectomía que se realice, posteriormente se debe realizar otro tipo de intervención quirúrgica para unir las zonas de intestino, para que así, a nivel digestivo, el colon siga cumpliendo su función.

Existen tres tipos de colectomía en función de la localización:

  • Hemicolectomía derecha: extirpación intestinal desde el íleon terminal. Se realiza especialmente cuando la aparición del cáncer está en la zona del ciego o en colon ascendente.
  • Hemicolectomía izquierda: extirpación del colon descendente y sigma, hasta llegar a la unión rectosigmoidea. Aquí se unirá la porción sana mediante una anastomosis con el recto.
  • Segmentarias: para aquellas zonas localizadas en el colon transversal o ángulos esplénicos. Suele ser una cirugía menos invasiva, aunque siempre en función de la longitud del tejido a retirar.
  • Cuando la cirugía consiste en retirar todo el colon y el recto se denomina proctocolectomía.

¿Qué es una colostomía?

Durante el proceso de cicatrización interna intestinal es posible que realicen una colostomía. Esta cirugía consiste en formar un estoma, es decir, un conducto vía abdominal, que une la zona intestinal con el exterior. Aquí se almacenarán las heces en una bolsa recolectora.

Puede ser una colostomía transitoria, si se considera una enfermedad en fase aguda, o una colostomía definitiva, la cual se suele realizar en el cuadrante inferior izquierdo del abdomen.

¿Qué puede hacer un fisioterapeuta por mí?

Un fisioterapeuta puede ayudarte en el post operatorio de muchas de estas intervenciones. En función de las posibles patologías secundarias que se puedan dar, existen diferentes terapias.

  • Tratamiento de la cicatriz abdominal postquirúrgica, si ha tenido estoma también habrá una cicatriz.
  • Disminución de la inflamación, en especial aquella localizada en el bajo vientre, ya que también el sistema linfático ganglionar se ve alterado en este tipo de intervenciones.
  • Tratamiento integrado del suelo pélvico por posibilidad de prolapsos, debido al aumento de la presión intrabdominal
  • Pilates e hipopresivos para mejorar el control postural y trabajar el cierre de los rectos abdominales, ya que existen posibilidades de hernia umbilical, combinando con tratamiento de radiofrecuencia (HCR de Human Tecar®)
  • Aumento de la propiocepción muscular interna con la ayuda de la tecnología de Synergy VISS®.
  • Reeducación de la musculatura pelviperineal, para rehabilitar la musculatura, especialmente la zona del elevador del ano.
  • Potenciación de la musculatura postural, en especial en transverso del abdomen, mediante ejercicios terapéuticos y ayudar a que el paciente tenga una mejor calidad de vida en sus actividades de la vida diaria.
  • Descarga de la musculatura lumbar baja, ya que se puede ver afectada por el cambio postural tras la intervención, provocándose un aumento de la lordosis lumbar, lo que puede favorecer lumbalgias de repetición o atrapamiento nervioso por comprensión.
  • osteopatía visceral, para mejorar los movimientos peristálticos y promover la motilidad interna.

No hay que olvidar la importancia de una buena alimentación y una adecuada hidratación para ayudar al tránsito intestinal

Artículos relacionados

Por | 2019-04-04T16:46:59+00:00 abril 4th, 2019|Enfermedades, Fisioterapia|Sin comentarios