¿Es tan saludable el sushi como creemos?

Más del 25% de los españoles disfrutan más de la comida japonesa que de la mediterránea. Claro ejemplo de la tendencia actual que establece al sushi como uno de los platos más saludables.

La primera impresión que nos da la gastronomía japonesa es de una comida sana. La población japonesa es conocida por su longevidad y su buen envejecer, con el menos porcentaje de casos de osteoporosis a nivel mundial.

Estos beneficios son generalmente atribuidos al alto consumo de pescado, algas, verduras, cereales integrales, soja, tofu. Alimentos todos ellos muy saludables. El problema es que el sushi que consumimos aquí en occidente, para hacerlo más apetecible y acorde a los sabores que nos gustan aquí, con más salsas, rebozados, queso crema, etc.

¿Cuáles son los puntos más controvertidos del sushi?

 

Su gran contenido en sal

A la hora de la elaboración del sushi hay muchos pasos en los que se le ponen añadidos que incrementan el porcentaje de sodio, por ejemplo, vinagre de arroz, sal y azúcar. Estos aliños son indispensables para conseguir darle consistencia al arroz y que se mantenga estable al elaborar los “rollitos”.

La presentación para consumirlo es con salsa de soja y jengibre y wasabi. En origen, sólo se debe mojar ligeramente el pescado en la salsa de soja, pero la mayoría de nosotros mojamos también el arroz que absorbe gran cantidad de la salsa que tiene una gran cantidad de sal.

Todo ello, hace que el plato se convierta en un aporte extra de sodio que nos hará retener líquidos por el exceso de sal.

La base de todo, el arroz

Todas las elaboraciones, con excepción del sashimi (corte fino de pescado crudo), tienen una base de arroz blanco. Conocidos por todos, el arroz es un carbohidrato refinado del que no es recomendable abusar. Por esta razón, es mejor elegir arroz integral si lo elaboramos en casa, que es la opción más saludable. Al final ingerimos más cantidad de carbohidrato (arroz blanco) que, de proteína (el pescado o marisco).

Los diversos aderezos 

Queso de untar, mayonesa picante, salsa de anguila, salsa de soja, salsa teriyaki, etc. No son los acompañantes más sanos que podemos añadir a nuestro sushi, ya que contienen gran cantidad de sal, azúcar y grasas.

Los productos tempurizados

En numerosos platos de sushi, buscando darles una consistencia crujiente hacen en tempura el marisco antes de añadirlo al rollito o directamente tempurizan el roll entero. Debemos evitar esta opción ya que lo único que conseguimos es añadir un montón de calorías vacías a nuestro plato, aumentando las grasas trans.

Una gran opción, y la más sana por la que podemos optar cuando consumimos comida japonesa es el sashimi. Pura proteína, con un aporte de bajo de grasa.

Por | 2018-06-22T14:20:45+00:00 junio 18th, 2018|Nutrición|Sin comentarios